GÈNERE: Novel·la
ENQUADERNACIÓ: Rústica amb solapes
MIDES: 12.5 x 20 cm.
PÀGINES: 462
IDIOMA: Castellà
EAN: 9788494489174
PREU: 21.15€ / 22€
ANY DE PUBLICACIÓ: 2016


COMPRAR

Sanmao

Diarios del Sáhara

Sinopsis

Sanmao es camino, es búsqueda y es vida, pero sobre todo es libertad. Chen Ping, Echo, Sanmao: tres nombres, tres nacionalidades que ilustran la condición errante de la autora, de quien hizo del camino y los que lo transitan su hogar. Sanmao, caminante infatigable, hace bueno el dicho de que la valía y cuantía del tesoro son siempre ínfimas si se las compara con la aventura que las precedió; por grande que sea el botín, siempre significa lo mismo: la llegada a un final, a un punto de no retorno, a nuestro destino. Sanmao hizo del camino y su vida la más grande de sus obras. La voz de Sanmao está destinada a ser universal por lo que de particular hay en ella, Diarios del Sáhara, publicada por primera vez en el año 1976, recoge los años que la autora y su marido, José Quero, pasaron en el continente africano. :Rata_ descubre y publica por primera vez en nuestro país a una de las voces más enigmáticas y cautivadoras del continente asiático. Por méritos propios, Sanmao debe ser considerada un clásico del siglo XX.

Sobre l'autor

Sanmao nació en 1943 y le pusieron Chen Maoping. Chen, significa narrar o contar. Perfecto para una escritora. Su nombre de pila, Maoping, se podría traducir por «Espléndida calma». Un nombre muy bello pero que no encaja en absoluto con esta taiwanesa que se adelantó a su época en todos los aspectos de su vida. Puede que por eso decidiera escribir y vivir con otros nombres. En el mundo asiático se la conoce como Sanmao, pseudónimo con el que firma todas sus obras. Sanmao significa literalmente «Tres pelos» y es el nombre de un famoso personaje de cómic chino de los años cuarenta. Un niño pobre de Shanghái cuya inocente mirada criticaba la sociedad de la época. Un poco como Mafalda. A quien, curiosamente, Sanmao tradujo al chino. Hay varias teorías sobre por qué Sanmao escogió este nombre para su carrera literaria. Una de las más extendidas dice que esta brillante mujer que viajó por todo el mundo y vivió en cuatro continentes, al igual que el niño de dibujos, se sentía vagabunda. Ciudadana del mundo afincada en ninguna parte. Para los occidentales era, sencillamente, Echo. Ella misma lo escogió, basándose en la ninfa maldita de la mitología griega. Con este nombre, viajó por todo el mundo. Sanmao estudió filosofía en Taiwán y tras una tórrida ruptura amorosa se fue a Alemania, donde se prometió a un hombre que murió de un ataque al corazón. Después vivió en España, donde un afable joven llamado José Maria Quero quedó prendado de ella. Tardó siete años en conquistarla pero consiguió hacer de esta ninfa viajera, su mujer. Se mudaron al Sáhara y allí Sanmao empezó a escribir sus vivencias y memorias. De esos primeros años salió esta obra, Diarios del Sáhara, que la convirtió en un mito de la noche a la mañana. Sanmao y José se mudaron, tiempo después, a las Canarias donde la escritora siguió floreciendo y publicando su especial mezcla de memorias, novela reflexiva y de viajes. Hasta que un terrible accidente le arrebató a su marido. La pérdida de José la empujó de nuevo a los viajes. Transitó por Taiwán, América Latina y Estados Unidos. Murió a principios de los noventa en extrañas circunstancias, dejando más preguntas que respuestas. Su muerte sigue siendo un misterio, pero su vida fue el apasionado viaje de una mujer que batalló contra clichés y estereotipos y siempre se caminó al ritmo de su propio compás. Diarios del Sáhara es una primera aproximación a su indómito y salvaje corazón.

També podria interessar-te

×