Apuntes de arte

Tipos de capiteles: dórico, jónico y corintio

¿Cuánto sabes sobre la pintura del s.XX?

Los órdenes arquitectónicos clásicos dórico, jónico y corintio son los estilos de columna que la arquitectura griega clásica utilizaba. Estos órdenes aparecieron y se desenvolvieron a partir del s. V a.C, inicialmente en Grecia y más adelante en el Imperio Romano (además de las dos que se añaden en esta época: el orden toscano y el compuesto). Todas las construcciones tenían diferentes características que permiten diferenciarlas de un orden o otro. Aún así, unas de las partes más representativas de los edificios son las columnas, sobre todo por los diferentes tipos de capiteles.

CTA – ESP – Text – Edificios Gaudí

Los tipos de capiteles

Las columnas están formadas por la basa, el fuste y el capitel; los capiteles son la parte superior de las columnas, la que las une con el resto del edificio. Son un poco más anchos que las columnas y se van agrandando, de esta manera transmiten mejor la fuerza y peso a las columnas.

Los capiteles son diferentes según si pertenecen al orden dórico, jónico o corintio, y básicamente se diferencian por su decoración. A lo largo de la historia occidental han sido un gran centro de atención por todas las culturas, que los han convertido en el gran factor identificativo de los estilos.

Orden dórico

El orden dórico es el orden griego por excelencia, es el más primitivo y simple de los tres y eso se plasma perfectamente en los capiteles dóricos. Los capiteles que pertenecen a construcciones del orden dórico están muy poco decorados, dan, incluso, una sensación de rocosidad. Por esta razón, los capiteles dóricos son los más fáciles de reconocer de los tres diferentes tipos de capiteles, ya que son lisos y sin ningún tipo de adorno ni relieve.

Las columnas del orden dórico, a parte del capitel con las características mencionadas, tienen una característica distintiva: no utilizan una superficie de soporte entre la columna y el suelo.

tipos de capiteles

Orden jónico

El orden jónico es un tanto más decorativo que el anterior. Los capiteles jónicos se caracterizan por tener dos volutas a modo decorativo. Las volutas son formas de caracol o de espiral que tanto caracterizan los capiteles de este estilo, en lugar de ser lisos y planos.

Con las volutas, los capiteles no son rectos: éstas sobresalen por los lados y le dan un toque de adorno. Cabe mencionar también que las columnas jónicas tienen una pequeña construcción debajo de ellas, llamada basa, que hace que no estén directamente colocadas sobre la superficie, a diferencia de las dóricas.

Orden corintio

Los capiteles del tipo corintio son los del orden más esbelto, en comparación con los otros dos órdenes arquitectónicos. La principal característica del orden corintio es la gran decoración que tienen sus columnas y construcciones, realizada, además, de forma siempre muy similar.

Los capiteles de orden corintio son los más decorados de los diferentes tipos de capiteles, pero, en esta ocasión, en lugar de tener dos grandes volutas, están adornados con dos o tres filas de figuras de hojas de acanto, y encima de ellas, cuatro pequeñas volutas. Las columnas de orden corintio también tienen una basa debajo de ellas, que les separa directamente de la superficie inferior.

Dórico, jónico y corintio: los tres tipos de capiteles de la arquitectura clásica, tan usados en la Antigua Grecia y, posteriormente, durante el Imperio Romano.

CTA – ESP – Post – Edificios Gaudí

Quizá te puede interesar...

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

¿Vols veure el contingut en català?