Apuntes de arte

Escultura urbana de Subirachs en Barcelona

¿Cuánto sabes sobre la pintura del s.XX?

Josep Maria Subirachs i Sitjar (Barcelona, 1927 – Barcelona, 2014), fue uno de los escultores e ilustradores más importantes de la Cataluña del siglo XX. Ya desde bien pronto creyó que su obra no era para coleccionar, como bustos o figuras. Sentía que el escultor que llevaba dentro quería dedicarse a la gran escala, como bien demostró a lo largo de su carrera. En este artículo hablamos del impacto de la obra de Subirachs en la escultura urbana de Barcelona.

CTA – ESP – Text – Pintoras

Los comienzos de Subirachs en la escultura

Subirachs llegó al mundo del arte gracias a dos artistas del Noucentisme: Enric Casanovas y Enric Monjo, los dos escultores con los que trabajó en sus comienzos. El Noucentisme fue su punto de partida: le recordaba a la voluntad de supervivencia colectiva de un pueblo, el catalán, entonces fuertemente acosado por la dictadura.

El cambio de estilo de Subirachs

Subirachs recibió una beca para estudiar en París en 1951, y pudo ver, ya fuera de la dictadura, cómo era vivir en democracia. Aprendió de las nuevas técnicas vanguardistas internacionales, dejando el clasicismo de sus primeras esculturas para empezar a romper sus formas, a exagerar expresiones y distorsionar movimientos. Así desarrolló un estilo más propio, con el que mostraba la personalidad de un artista original y fuertemente reconocible.

En su estancia en París, aprendió de grandes artistas y evolucionó en su forma de ver y hacer arte. Además de trabajar de manera privada, la verdadera vocación de Subirachs fue la obra pública.

Obras destacadas de Subirachs: escultura urbana en Barcelona

Conjunto en la fachada de la Pasión de la Sagrada Família

Subirachs aceptó colaborar en la obra de Gaudí de la Sagrada Familia. Estuvo trabajando duramente durante más de 20 años en la fachada de la Pasión, que representa los dos últimos días de la vida de Jesucristo. Una obra con más de 100 figuras que hoy se ha convertido en Bien Cultural de Interés Nacional.

escultura urbana
La negació de Pere, Josep Maria Subirachs, 1993, Fachada de La Pasión de la Sagrada Familia, Barcelona

Les Taules de la Llei

En uno de los edificios que impactaron con más fuerza en la sociedad del momento por su carácter radicalmente innovador, y que hoy ya es un símbolo histórico de la arquitectura contemporánea catalana, fue la nueva Facultad de Derecho de la Universidad de Barcelona. En su fachada, Subirachs creó un mural cerámico junto a Antoni Cumella, que jugaba con los valores plásticos de las cifras y los grafitos.

escultura urbana
Les taules de la Llei, Josep Maria Subirachs y Antoni Cumella, 1959, Fachada de la Facultad de Derecho de la Universidad de Barcelona

Evocación marinera

Fue una escultura de gran impacto histórico: se trata de una forma abstracta elegantísima, de superficie rugosa, que no representaba nada concreto, pero evocaba claramente elementos relacionados con el mar: podía parecer la proa de un barco, el timón oxidado de una nave, una hélice, la cola de un cetáceo, un ancla…

escultura urbana
Evocación marinera, Josep Maria Subirachs, 1958-1960 Passeig Joan de Borbó, Barcelona

Homenaje a Barcelona

Esta obra fue encargada por la Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Barcelona con motivo de su 125 aniversario. Es una obra esbelta, creada en bronce y hormigón, vertical, centrada en una estilización cúbica metálicas del escudo de la ciudad.

escultura urbana
Homenaje a Barcelona, Josep Maria Subirachs, 1969, Plaça del Mirador de l’Alcalde, Parc de Montjuïc, Barcelona

Friso Barcelona

Subirachs fue el encargado de hacer un friso en el Ayuntamiento de Barcelona en la plaza de Sant Miquel. El edificio se construyó en los años 60 y rompía con todas las construcciones de alrededor. El friso tiene un tamaños de 2,56 x 45 metros.

escultura urbana
Friso Barcelona, Josep Maria Subirachs, 1969, Plaça de Sant Miquel, Barcelona

Porta de Sant Jordi

Una de las obras públicas más significativas, por su situación emblemática, es la Porta de Sant Jordi (1975), de bronce, que comunica el Palacio de los Virreyes con el Salón del Tinell. Un gran Sant Jordi preside la gran puerta de dos batientes, en la que se sintetiza la historia de la confederación catalanoaragonesa.

escultura urbana
Porta de Sant Jordi, Josep Maria Subirachs, 1975, Palau del Lloctinent, Barcelona

La obra y vida de Subirachs tiene un recorrido que podríamos estar escribiendo durante horas. Pero, por encima de todo, es importante destacar su amor por la escultura urbana y por hacer un servicio público. Un auténtico lujo para los viandantes.

CTA – ESP – Post – Pintoras

Quizá te puede interesar...

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

¿Vols veure el contingut en català?